Sobre el autor

Un Comentario

  1. 1

    María

    Pues en esta etapa de la vida de las enfermeras, entre la disminución de plantilla, los dolores músculo- articulares que tocan, los sofocos que acuden ( y sobre todo en los momentos de tensión) y el cansancio acumulado de los turnos y las noches… Como crean que tenemos que tener: «un descenso de energía»…
    Bueno, igual con dos vasos de leche de soja Pascual al día, nos creemos que los problemas no existen, o nos los tomamos mejor…
    Voy a decírselo a mi jefa, que igual nos mejora la situación.

    Responder

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

© 2021 Todos los derechos reservados. DIARIO ENFERMERO