Sobre el autor

7 Comentarios

  1. 7

    ENFERMERA ESPERANZADA

    Triste y lamentable realidad,pero pónganse a ello,no lo retrasen.
    Llevamos años quejándonos,pero no hemos sido escuchados,se calientan los motores en verano, pero luego con el frió de invierno, ya sabemos lo que viene sucediendo
    Esto no ocurre solo en residencias privadas,informo que en Castilla y León existen residencias pertenecientes a la Junta, que no tienen nada de privadas ,con unidad de convalecencia incluida,donde las condiciones en las que estamos trabajando los últimos años y sobre todo en verano son realmente nefastas.
    Me atrevería a comentar, algunas de las muchas justificaciones posibles,para no querer trabajar en residencias: menos puntuación,menos salario,muchas más horas trabajadas,las hacemos integras , no nos ponderan las noches, por no mencionar la carrera profesional, ,reconocimiento de la especialidad…para nosotros eso no existe, somos de segunda
    Añadiendo la responsabilidad exagerada con la que a veces se presenta el turno sin medico,porque «dicen» que tampoco encuentran y eso debe justificar que pueda ir un profesional sin ni siquiera tener MIR,o quedarse sin medico,
    Nuestras condiciones son realmente penosas,no se nos escucha,somos pocos,pero eso si ,luego están los informes , las conclusiones sacadas de estudios,del envejecimiento,de nuestros mayores,de cuidar al profesional que cuida,todo eso queda muy bien,pero los que trabajamos a pie de cama ,sabemos que la realidad es otra muy distinta

    Para llevarlo a cabo, los técnicos de Gerencias,los directores del centro,responsables de residencia, los que se supone» saben» y tiene el poder de decidir, se deberían sentar en torno a la mesa y abrir la mente,dejar de pensar en ratios ,para ellos siempre trabajamos por encima y estamos muy bien ,vamos de victimas y nos quejamos mucho,solo miran el numero de personas que existe el los centros,,olvidan al enfermo,sus patologías, la calidad del cuidado,lo importante es que les cuadre todo lo que a ellos tenga que cuadrar

    Continuamos en nuestro trabajo porque nos gusta ,y no perdemos la esperanza de que alguien por una vez,nos ayude, comience a plantar cara, que se nos escuche,se conozcan nuestros problemas, queremos continuar ofreciendo cuidados de calidad, en unas condiciones dignas para nosotros también,Eso no es posible si nos dejan en turnos a mínimos ,sin médicos, si para cubrir nuestros turnos nos quitan descansos compensando un día por otro,que realmente no es compensación ,es un cambio de día de descanso,donde nuestra vida personal parece no importar,siempre pendiente de que en cualquier momento te van a llamar para ir,las plantillas están muy ajustadas.,y sin ningún reconocimiento
    Por ello,le doy las gracias,me parece perfecto y la decisión es acertada si se lleva a cabo
    REVISEN,le puedo asegurar que ese numero de profesionales que nos dedicamos a la geriatría le estaremos profundamente agradecidos.

    Responder
  2. 6

    anonimo

    Soy especialista en Enfermería Geriátrica desde el año 2015 y la única oportunidad de trabajo en residencia, ha sido en un centro público que tenía externalizado la contratación de personal, con lo cual las condiciones y el sueldo eran bastante peor que si me hubiera ido al hospital publico. En su dia lo hice por vocación y porque pensaba que era la mejor forma de permanecer en en ambito en el que me habia formado, pero lo que me ofrecieron fueron 850 euros al mes en un contrato de prácticas de un año, despues de tener como digo la especialidad… Esta especialidad solo importa cuando se trata de protestar, pero nadie la pone en valor después, ni en convocatorias publicas de empleo (como recuerda la compañera sobre la oferta de Galicia, donde se ofertan vacantes en todas las especialidades menos de esta) ni se ofertan practicamente plazas EIR, ahora mismo, porque no hay quien quiera crear unidades docentes de esta especialidad ni se nos reconoce como categoría profesional y de la bolsa nos llaman para Geriatría con la misma probabilidad que nos puedan mandar a quirófano o a pediatría.

    Responder
  3. 5

    María

    Primero agradecer al Sr Florentino Pérez Raya que se acuerde de la especialidad de enfermería geriátrica. En segundo lugar varias preguntas. 1º ¿ Se consentiría en niños o en adultos jóvenes, tanto por la administración , por los familiares así como por la sociedad en general, las condiciones en que se atienden a los ancianos? 2º ¿Por qué hay tan pocos puestos de trabajo en que se pida esta especialidad? Podemos revisar la última oferta pública de empleo en Galicia. Descorazonador para la geriatría.3º Y ya hablando del EIR, las enfermeras que se presentan y las que preparan las plazas hacen un gran esfuerzo en tiempo en dinero…¿Cómo es que se quedan plazas sin cubrir? El sistema es malo pero no se que decir de las compañeras que eligen sabiendo que no se van a incorporar, en perjuicio así de otras que lo harían gustosas, busquen ustedes la palabra. A mi cuanto menos me produce tristeza.

    Responder
  4. 4

    Gloria González Crespo

    Independientemente del salario y condiciones, existen enfermeras con vocación por la geriatría y que por lo tanto sí estarían interesadas en trabajar en residencias. Pero cierto es que sería conveniente que el tiempo trabajado en residencias fuera reconocido como tiempo trabajado en el servicio de salud de cada comunidad y que así puntuase de igual manera en las listas de contratación.

    Responder
  5. 3

    Isabel Quintana

    Es muy penoso que un ámbito como el de las personas mayores en el que las enfermeras podemos ejercer la profesión de una manera muy autónoma y gratificante, tenga unas condiciones laborales y profesionales tan pésimas.
    No es que a las enfermeras no nos guste el ámbito de las personas mayores, lo que no nos gusta es que nos exploten y poner en riesgo nuestra responsabilidad profesional. En épocas de vacas flacas tenían profesionales porque no había otras opciones, ahora que estamos en una coyuntura dónde hay más oferta de trabajo los gestores de las empresas residenciales y sociosanitarias que hagan un pensamiento y mejoren las condiciones de estas profesionales y no lloren tanto.

    Responder
  6. 2

    Javier

    Entonces,hasta qué punto estamos obligados los enfermeros de equipo de primaria de ir a hacer ese trabajo a la residencia porque no encuentran a nadie que quiera hacerlo en esas condiciones que ofertan.Porque encima se ahorran el dinero de pagar al sustituto al decir q no encuentran a nadie para ello…..

    Responder
  7. 1

    Xavi

    Si tuviéramos un sueldo decente, una ratio razonable y no se nos pidiera ser cosas que no somos, como parte del equipo directivo (con la responsabilidad que eso conlleva y el aumento de tascas, sin aumento de sueldo), los que nos gusta esta área, podríamos trabajar en ella.

    Responder

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

© 2019 Todos los derechos reservados. DIARIO ENFERMERO