Sobre el autor

Un Comentario

  1. 1

    Ivan

    Me parece importante, casi imprescindible, difundir el trabajo de la Enfermería en sus diferentes campos. Pero me llama la atención, e incluso me ofende, cuando se realiza un reportaje y cometemos mil errores… Y lo peor es que, todo orgullosos, lo subimos a la red. ¿Pretendemos así que el resto de colectivos que tratan de picotear nuestras funciones nos tomen en serio?
    Demostramos, bueno… tratamos de demostrar, la importancia de que existan enfermeros en las piscinas. Y ponemos de ejemplo a una compañera sin uniforme de piscina (que seguro que su empresa no se lo proporciona, pero simulemos imagen!), con calzado inadecuado y, lo peor de todo, que comete decenas de errores en la secuencia de RCP.
    Hace unos meses, cientos de profesionales sanitarios alzamos la voz en contra de Pablo Motos por difundir indicaciones erróneas sobre la reanimación en su programa El Hormiguero ¿Acaso no deberíamos ser nosotros una fuente de ejemplo? ¿nos creemos inmunes a las críticas? Si actuamos así en un simulacro grabado, editado y con posibilidad a repetir ¿cómo lo haremos ante una situación real?
    Cargamos en nuestros lomos con el estereotipo histórico de ser profesionales dependientes de los médicos. Algunos de nosotros tratamos de defender que la enfermería es un profesional autónomo, que puede tomar decisiones y realizar técnicas que muchos nos tratan de arrebatar. Pero ¿cómo podemos defender esta posición con vídeos como este?
    Es posible que muchos de los que lean esta crítica, la consideren como tal. Una «critica». Un ataque en toda regla contra la pobre Cristina. Si así lo ves cabe dos posibilidades: eres amig@ de Cristina o no eres enfermero (o no merecerías serlo). Con este comentario trato de poner algo de hormigón en la Enfermería, pues aquellos que no busquen la mejora de su profesión no se apasionan por ella.

    Responder

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

© 2022 Todos los derechos reservados. DIARIO ENFERMERO